New York Cheesecake de Friends

New York Cheesecake de Friends

La tarta de queso siempre es un triunfo, seáis o no unos cheese-lovers (confesamos que nosotros no lo somos en absoluto pero esta tarta nos encanta 😉). Puede hacerse en frío utilizando gelatina o cuajada para endurecer la mezcla o, como en este caso, hornearse. Esta receta de la New York Cheesecake es fácil, espectacular, sabrosa y con una textura que se os derretirá en la boca. ¡Se nos hace la boca agua! ¿A vosotros?

FRIENDS

Si en los 90 eras un niño o un adolescente, probablemente eras fan de Friends. Seguro que ponías Canal + y disfrutabas de la loca historia de estos 6 amigos justo antes de que comenzaran las rayitas blancas y negras que indicaban que el siguiente programa era decodificado, ¿a qué sí? Jejejje

En la serie hay multitud de momentos en los que aparece la comida, sobre todo ocasionados por Mónica, que os recuerdo era chef, o por Joey que era un glotón de cuidado. A veces incluso Rachel se ponía a cocinar algún postre, pero no con mucha fortuna, ¿os acordáis de su terrible trifle de bizcocho y nata con carne y guisantes?

En esta ocasión os traemos la maravillosa tarta de queso de la que Rachel y Chandler se vuelven adictos. Si no os acordáis, Chandler recibe por equivocación una tarta y, por gula, decide comérsela y compartirla con Rachel. La tarta debía ser espectacular ya que se vuelven tan locos por ella que incluso acaban comiéndosela ¡en el mismísimo suelo del descansillo! En estas que aparece Joey y, cómo no, ¡se apunta al banquete del rellano! Jejej

Friends New York Cheesecake

Nos han chivado la receta de la auténtica New York Cheesecake que tomaban en el episodio. Animaos a hacerla porque os va a encantar, pero os dejamos que os la comáis encima de la mesa 😊

New York Cheesecake

La New York Cheescake tiene una base de galletas trituradas con mantequilla, cobertura de mermelada y, una de sus diferencias es que va horneada. ¡Si, horneada! Seguramente hayáis comido la típica tarta de queso en frío (también muy rica), pero el toque de horneado hace que esta tarta sea especial, por su sabor y su gran textura jugosa y esponjosa.

Normalmente se acompaña de algún tipo de mermelada o confitura  de frutas siendo la de frutos rojos es la más común. Nosotros también os recomendamos que probéis con algún otro sirope o coulis como por ejemplo de mango o naranja, con una salsa o crema de chocolate, con dulce de leche o toffee o con una crema de limón. Os aseguramos que os sorprenderán todas las combinaciones, y así, con una misma receta, conseguiréis una tarta nueva para cada ocasión.

La receta de esta tarta de queso, New York Cheesecake, es realmente fácil y deliciosa así que poneos rápidamente con las manos en la masa. ¡No os arrepentiréis! Nosotros vamos a hacer nuestra propia mermelada y una gelatina para pintar las frutas con las que decoraremos la parte superior y que harán que luzcan brillantes y apetitosas, pero ya sabéis que si no tenéis mucho tiempo podéis utilizar una mermelada comprada de buena calidad, eso sí.

New York Cheesecake

INGREDIENTES:

Base para la New York Cheesecake:

  • 330 g de galletas Digestive
  • 130 g de mantequilla
  • 1 huevo

Relleno para la New York Cheesecake:

  • 2 huevos
  • 500 g de queso crema
  • 450 g de leche condensada
  • Zumo de medio limón

Mermelada de frutos rojos:

  • 100 g de fresas y otros frutos rojos (frambuesas, arándanos, moras…)
  • 2 ó 3 cucharadas de azúcar
  • Unas gotitas de zumo de limón

Gelatina brillante para las frutas:

  • 3 hojas de gelatina o 6 g de gelatina en polvo
  • 60 g de azúcar
  • 250 ml de agua
  • Unas gotitas de zumo de limón u otro sabor (opcional)

Ingredientes New York Cheesecake

PREPARACIÓN:

Base para la New York Cheesecake:

  1. Triturar las galletas
  2. Fundir la mantequilla y batir el huevo
  3. Mezclar todos los ingredientes hasta hacer una pasta
  4. Forrar un molde o un aro de unos 18-20cm. Tenéis que cubrir primero los bordes hasta una altura de unos 3.5cm, dejándolos más bien finos y con el resto se cubre la base.

Base new York Cheesecake

Relleno para la New York Cheesecake:

  1. Batir todos los ingredientes juntos. Es importante no batir mucho, sólo lo suficiente para que se mezcle todo bien y quede una crema homogénea y lisa.

Relleno New York Cheesecake

Mermelada de frutos rojos:

  1. Cortar las fresas y poner en un cazo junto con los demás frutos del bosque.
  2. Agregar el azúcar y unas gotitas de zumo de limón.
  3. Poner a cocer a fuego bajo unos 10-15 minutos o hasta que veáis que esté más espesa. No la dejéis cociendo demasiado tiempo ya que al enfriarse espesará más.
  4. Un consejo: podéis hacer más cantidad y hacer una conserva casera para disfrutarla más adelante.

Mermelada Frutos Rojos

Gelatina brillante para las frutas:

  1. Hidratar las hojas de gelatina en agua fría. Es importante que el agua sea fría ya que si no se derretiría la gelatina. En caso de utilizar la gelatina en polvo, se debe poner en un bol también en agua fría, sin remover y esperar a que absorba el agua.
  2. Cocer a fuego medio-bajo el agua con el azúcar y las gotitas de limón unos 5 ó 10 minutos hasta conseguir hacer un sirope.
  3. Quitar del fuego (el sirope no debe hervir, debe estar templado, a unos 55ºC), escurrir bien las hojas de gelatina, añadir al sirope y remover hasta que se disuelva completamente.
  4. Dejar que se enfríe a temperatura ambiente para que se vaya espesando poco a poco.
  5. Pintar con la gelatina las frutas, con un pincel o bañándolas directamente. Dará mejor resultado si las frutas están frías ya que ese contraste proporcionará una capa más firme.
  6. Un consejo: podéis preparar un poco más de gelatina y guardarla en la nevera. La próxima vez que queráis usarla, por ejemplo, para dar brillo a una tartaleta de frutas o una tarta de manzana, sólo tenéis que calentarla un poco hasta que se deshaga, pero es importante que no llegue a hervir.

Gelatina brillante

New York Cheescake:

  1. Precalentar el horno a 180ºC.
  2. Verter el relleno sobre el molde forrado con la masa de galletas y mantequilla.
  3. Hornear durante 50 minutos. Este tiempo es bastante exacto ya que, si lo dejáis más, es posible que la tarta comience a agrietarse. Enfriar.
  4. Extender encima una buena capa de mermelada de frutos rojos.
  5. Decorar con unas cuantas fresas y frutos rojos frescos, bañándolos en la gelatina brillante.

New York Cheesecake

Cocina Ficción

Nos adentraremos un poco más en vuestras series, películas, dibujos animados o libros favoritos a través de la comida preferida de sus personajes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *